Laura Riestra

Descubrimos en la ciudad santa de Vrindaban el primer dispensario creado para ayudar a las viudas indias.

Sucede que a veces en mitad del panorama más austero y complicado, nace una historia de esas que consiguen hacer sonreír, que logran convencer de que si se lucha, a veces se alcanzan grandes metas. Esto es lo que ha sucedido en India, donde a día de hoy las viudas tienen un lugar para empezar a volver a creer en sus vidas.